traducció - translate - traducción

2.7.11

AHIR, COM AVUI…

M’he topat amb aquesta entrevista que em van fer els del Diari de Tarragona, l’any2007, i que no recordava. M’ha sorprès la part final que és d’una actualitat molt més clara avui que fa cinc anys.

Diari de Tarragona

‘En Sarajevo la gente iba foto: MARTÍ E. BERENGUER

al teatro jugándose la vida’

POR XÈNIA BUSSÉ

¿Cómo empezó a moverse en el mundo del teatro?

Yo empecé en esto del teatro a los 16 años. En aquella época estuve en el nacimiento de compañías como Comediants, Dagoll Dagom, LaVendetta. Eran buenos tiempos. Más tarde, en el verano del 1976, la gente de teatro «tomamos» el Teatre Grec de Montjuïc de Barcelona, lo que años después se convertiría en el festival de verano de la ciudad. El teatro fue el último estamento libertario en una sociedad tutelada como era la nuestra. Eso reunía mucha gente mucho más allá del teatro: artistas visuales, músicos... Poco a poco el teatro se ha profesionalizado, se ha normalizado. Ya no se parece demasiado a la aventura colectiva que era.

¿Se ha perdido aquella chispa con la profesionalización?

El teatro, desde la Grecia antigua, siempre cumple con la misión de ser el espejo de la sociedad en la que está inmerso. El teatro interpreta y observa la sociedad, y también la crítica. En situaciones especiales o extremas responde de forma especial o extrema. Como ocurrió en la Sarajevo asediada, la supervivencia espiritual que se consigue al mantener un teatro en pie resulta central para la vida de y en una ciudad destruida. La gente se jugaba la vida para ir a ver teatro a fin de asegurar alimento para sus ánimos más bien arruinados; era como afirmar su voluntad de resistencia. Para ellos era tan importante como conseguir comer.¿

Qué hacía usted en un lugar tan peligroso como era Sarajevo? ¿Por qué fue allí?

Desde el principio de aquel conflicto yo veía que las noticias que nos llegaban de ahí eran confusas y a menudo describían realidades contradictorias. Tenía curiosidad por saber qué pasaba realmente. Era una guerra en plena Europa a finales del siglo XX. Estuve viajando a Sarajevo y en general a Bosnia desde el 95 hasta el 98.

¿Qué hizo durante ese tiempo?

Fundamos, con unos cuantos amigos, de aquí y de allí, una ONG de ámbito exclusivamente cultural para restituir el Festival de Sarajevo. Se llamaba Kuturni Most (Puente de Cultura). Teníamos que recaudar fondos aquí y además buscar grupos y espectáculos de allí, hacer una programación y llevarlo a cabo. Conseguimos ayuda de la Generalitat, la Diputació de Barcelona, el Ajuntament de Sabadell y el Teatre Nacional de Catalunya. En el 1997 se celebró la primera edición después de cinco años interrumpido el festival MESS de Sarajevo. La compañía del Lliure estuvo presente, cosa que siempre agradeceré. Se establecieron contactos entre los y las profesionales de aquí y de allí, tal como ocurre normalmente en cualquier festival. Era igual de importante restablecer el espacio para hacer teatro como las giras y bolos de los grupos de allí para que pudieran actuar en las principales ciudades de Europa, como antes de la guerra.

¿Ha vuelto a Sarajevo?

Desde entonces no. Era como una tarea terminada.

¿Sacó algo en claro?

Estar en contacto permanente unos años me demostró algo que ya sospechaba: que los fascistas son iguales en todas partes. No son muy distintos Milosevic o Tudjman de los neocon, o la derecha extrema. Les une la codicia como objetivo, la corrupción como método y la violencia cómo herramienta. Es lo más antiguo de las mafias: el chantaje de vender seguridad. Intentar verlos por separado confunde a la gente. La internacional fascista funciona. Si la gente nos mantenemos en la ignorancia, ellos pueden hacer lo que les plazca. Aznar ha anunciado muchas veces la balcanización de España cuando es él quien balcaniza con sus manifestaciones...

¿Qué le parecen los episodios vividos por Pepe Rubianes y Leo Bassi?

Otro intento más de amordazar la libertad de expresión en este país. Si cuela y nadie protesta, el fascismo ha avanzado un poco más...
Share/Bookmark

Publica un comentari a l'entrada

Per compartir

Si t'ha agradat el post, comparteix-lo.